Competir

Cuando Chile juega mal es noticia. Jugó muy mal con Perú, tuvo primeros 45 minutos horribles con Colombia. No estuvo bien con Venezuela en Caracas. Los perdimos todos. También hemos jugado bien. Se hizo un buen partido contra Brasil, pero se perdió. Se jugó correcto ante Argentina de visita, y se empató. Criticamos a Lasarte por no ser más atrevido en tierras trasandinas. Se jugó el mejor partido de todos ante Bolivia, y solo se igualó. Se llegó al arco de Lampe casi treinta veces, y solo se hizo un gol. Ecuador les hizo tres en veinte minutos.

Chile compite, aún compite. Porque cuando no lo hace es noticia. En cuántas Copa América ni siquiera competimos. Fuimos a jugar con cero fe, ni siquiera para buscar nuevos nombres. Era nuestra realidad. Ni fú ni fá. El 93, el 95, el 97, el 2001, el 2004, el 2007.

Y no queda otra que creer. Quizá después del jueves quedemos ahí del repechaje, porque Colombia juega ante Ecuador y se quitarán puntos. Porque Paraguay va a La Paz para jugar con Bolivia, selección que puso todas sus fichas en sus dos partidos de local. Después de eso tocará competir. Con Brasil en Brasil, con Paraguay en Paraguay, con Bolivia en la altura de La Paz. Con Argentina y Uruguay en Santiago. Tocará competir, seguir competiendo, que es único que saben hacer estos cabros. En los mundiales Sub 20, en las Clasificatorias, en las Copa América, en el Mundial 2014 donde nos fuimos tristes por perder ante Brasil en Brasil. Ni hablar de la última fecha para el Mundial 2018, también ante ellos, y con la mínima esperanza de lograr la clasificación compitiendo y no cortándonos la cara. Es lo que saben hacer. Es lo que aprendimos los que cambiamos “Clasificatorias” por “Eliminatorias” y “Competir” por “Participar”.

Se va a terminar el proceso a Qatar 2022 compitiendo. Con Lasarte. Con Bravo, Isla, Medel, Vidal, Aránguiz y Sánchez. Porque hay tiempo. Porque el Mundial es a fines de 2022, y los que piden a Gustavo Quinteros pueden esperar a que levante su Copa Libertadores el próximo año con el Súper Colo Colo. Y si no, será Heinze, Holan o el que quieran, pero para eso hay tiempo. El proceso rumbo a EEUU, México, Canadá 2026 va a empezar recién en enero del 2023.

Ni Sub 20, ni Sub 21, ni Brereton capitán, ni Aránguiz y diez más. O quizá sí, pero aún no. Aún hay que seguir compitiendo. Perdiendo o ganando, pero compitiendo. Lo que se hizo el 2006 con Nelson Acosta, con goles increíbles que se perdieron en Colombia, y con una pega que no se realizó ante Ecuador en Chile para esperar el milagro en la última fecha.

Hoy toca lo mismo. Ojalá llegar a esa última fecha, o a la penúltima. La idea es llegar y cerrar el ciclo. Después si quieren llaman a Ignacio Jeraldino por Brereton como pide el Fantasma Figueroa. O a la Sub 20 de Joan Cruz y Luciano Arriagada por Vidal y Sánchez como pide Victor Hugo Castañeda. Ya quedará tiempo para eso. Por ahora hay que seguir compitiendo con los mejores presentes. Si entra Cruz y Arriagada, bienvenido sea. Por ahora es sin mirar el carnet, por ahora es competir. Quedan siete partidos ante los equipos con los que hemos jugado siempre. Con los que hemos perdido y ganado con estos mismos jugadores. Cómo no tener una cacho de ilusión. Un cacho de fe. No será rezando, será compitiendo.

4 comentarios sobre «Competir»

  1. We’re a bunch of volunteers and starting a brand new scheme in our community. Your web site offered us with valuable info to work on. You have done a formidable process and our whole community shall be grateful to you.

  2. of course like your web site but you need to check the spelling on several of your posts. Several of them are rife with spelling problems and I find it very bothersome to tell the truth nevertheless I will definitely come back again.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *