¿I Quique?

 

Acá también pecamos de centralistas. Es cosa de ver nuestros archivos y notar que le damos mucho más espacio a la U, Colo Colo y la UC que al resto de los clubes. Una cosa es cierto, pucha que le ponemos cariño cuando hacemos notas de Cobresal, Antofagasta, Concepción, el Pelao de Luca en O’Higgins, del Carampangue Zambrano o de la Unión Española. Nos documentamos y le damos cabida a historias que sabemos no serán las más leídas, pero tendrán repercusión en los que les interesa.

Ayer hicimos un ejercicio. No porque seamos seguidores de los bloques deportivos en las noticias o nos calienten las editoriales que lee en pantalla Barticciotto. Solo queríamos saber cuál de todos los canales hablaría algo de Iquique, el único chileno que sigue con vida en la Copa Libertadores de América.

Pasó la noticia del Vidal iraquí, luego de las calugas de Alexis, luego el equipo argentino que salió con jugadores vestidos de superhéroes, después el himno chileno en el partido de Uruguay, pasaron por el posible equipo de Chile en la Confederaciones, por los refuerzos de Colo Colo que incluían a Fernández, Valdivia, Macnelly y Barrios, y por último un relleno de Felipe Mora. Nada del, quizá, partido más importante en la historia de Iquique

Cambiamos de canal y ahí estaba Rafael Caroca, hablando en el aeropuerto a punto de partir a Paraguay para jugar por Libertadores, pero la cuña que dejaron era sobre el interés de Colo Colo y la U por él. Después de eso pasaron la noticia del caballo que predecía la final de la Europa League.

Cambiamos de canal y el Pato Yáñez hablaba del goleador iquiqueño Chanchito Ramos. Ah, pero como posible refuerzo de Colo Colo. Del partido de Iquique con Guaraní, nada.

Y así pasamos por todos los canales de TV abierta y nadie dijo ninguna palabra del único representante del país en la Copa. Acá no somos los paladines del anti centralismo, de hecho da rabia cuando los sureños se ríen porque alegamos por la lluvia. Una realidad acá, otra allá. Tenemos tejado de vidrio y lo sabemos, pero si acá escribimos de Coquimbo en la Libertadores de 1992, del Cobreloa del Pelao Acosta o de Concepción en la Libertadores de 1991, es porque en los medios se les daba repercusión a equipos que estaban haciendo historia.

No queremos que le den 10 minutos a Iquique, pero que al menos digan que este jueves 25 de mayo se juega la clasificación a octavos de final de Copa Libertadores ante Guaraní en Paraguay a las 8:45 pm. Que expliquen cómo se clasifica, como lo hicieron hasta el cansancio con la combinación de resultados en el grupo de Católica.

Este año el fixture de la Libertadores es más enredado que nunca, se mezcla con el de la Sudamericana, y se necesita una ayudita de los medios de comunicación masivos para saber cuándo, dónde y con quién juegan los equipos chilenos. Quien sabe si en 10 años más estemos escribiendo de la hazaña iquiqueña en la Libertadores 2017. Vamos a empezar con que “ese año nadie les daba bola”. Como dijo alguien por ahí: “debieron llevar un pendrive con el himno de Iquique para que lo pongan en lugar del de Chile”. Suerte Iquique.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

LAS MÁS VISTAS